COMPRAR EN "TIENDA SIRIUS"

TELEFONOS: +34 635574330 MAIL:siriustienda@yahoo.es

lunes, 11 de enero de 2010

LOS NIÑOS ÍNDIGOS

Los niños índigo y cristal y sus aliadas, las flores
PARTE I
De la Prof. María del Carmen Vila
Los colores del aura varían según la tarea que viene a desarrollar un ser, y en el caso de los niños se observa un universo de variedades que fundamentalmente reflejan una nueva vibración.
Esta nueva vibración ha sido captada por otros seres y se denomina vibración Índigo o Cristal.
Ellos son luces encendidas en medio del caos y la violencia, son portavoces de la Paz y a muchos se los verá trabajando en pro de la ecología, el servicio humanitario y el Amor a los demás.
Desde hace algún tiempo los colores de vida de las personas han ido cambiando y eso se debe a una fuerte transformación que está viviendo el ser humano, ya que al ir mejorando su vibración o estado emocional, los colores con los cuales se puede calificar su aura van variando.
De acuerdo al trabajo interno que cada ser realice y especialmente, según su misión o impronta, los colores de los diferentes centros de energía o chakras se van modificando.
Para aquellos que busquen una traducción sencilla a la simbología o aspecto sutil de los chakras basta con observar la forma y color de las corolas de las flores.
Todas ellas representan un universo que encierra color, cualidades, energía y por sobre todas las cosas, su aspecto es como un mandala o chakra.
De allí que las flores y los chakras son similares por sus formas y colores y además por sintonizar como antenas lo que ocurre en las capas superiores, de tal forma que las flores captan las energías de la naturaleza y el cosmos y los chakras las energías vibracionales de los otros cuerpos sutiles armando una red de transmisión interdimensional.
¿Por qué relacionamos las flores con los chakras y el cambio en los seres humanos?
Porque desde hace tiempo todos y en especial los niños están mostrando que un importante cambio se está dando en los cuerpos y esencialmente en el sistema de chakras.
Estos cambios pertenecen a las modificaciones en los colores de vida, tal como suelo llamar a los colores de la misión, que trae cada ser, sea adulto o niño.
Los colores de aura varían según la tarea que viene a desarrollar un ser y en el caso de los niños se observa un universo de variedades que fundamentalmente reflejan una nueva vibración.
Esta nueva vibración que ha sido captada por otros seres y se denomina vibración Índigo o Cristal.
En mi caso prefiero denominarla como los colores de vida puesto que no todos los niños son azules y los demás cristal, sino que existe una variedad llamativa de niños que teniendo en su impronta el índigo incorporan otros colores según su tarea a desarrollar.
Lo mismo ocurre con los cristal, cuya aura es transparente pero que además traen rayos de manifestación diferente.
Porque nos llaman la atención estos niños que varían en sus dotes pero que manifiestan características comunes en las cuales se hallan comprometidos padres y escuela en su conjunto.
Los niños nos están dando vuelta, literalmente hablando, ya que muchos saben qué es lo que quieren hacer, mas no tienen a su alrededor sitios donde manifestarse.
Esto se debe a que los sistemas educativos reconocidos por la sociedad no contemplan el rápido desarrollo de sus mentes ni la velocidad de captación que tienen para expresar ideas, imágenes, formas y por sobre todas las cosas no contemplan al niño como un ser espiritual.
Los niños están diciéndonos en voz alta que quieren un cambio, pues ellos no pueden sostener en sus cuerpecitos tanta información, ni tanta visión.
Estos niños son potencialmente las simientes para la humanidad que todos estamos esperando, de allí que manejen conceptos de Paz, Servicio y Compasión que nosotros los adultos todavía no manejamos y menos aún practicamos.
Ellos son luces encendidas en medio del caos y la violencia, son portavoces de la Paz y a muchos se los verá trabajando en pro de la ecología, el servicio humanitario y el Amor a los otros.
CONTINUARA...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...